8.30.2006

Desvarío VII

La Rueda Inventa al Hombre


Girando sobre el dedo de algún muerto
la precoz geometría soñaba
renunciar al concepto de la cosa
y extenderse en tal circunferencia
que abarcara totalmente el infinito

Un giro preocupaba a aquella idea
pues el vacío por entonces era moda
y muy pronto con ayuda matemática
resolvió dignamente aquella trama
dando giros super hiper rápidos
con el fin de hacerse un corazón
que conquistará los amores de la nada

Giró giró giró
hasta hacerse entre sus palmas la abertura
de la cual sangró gotas de tiempo

Giró giró giró
y sus ojos derramaban las estrellas
que brillaron hasta hacerse un firmamento

Giró giró giró
hasta ver un día dentro suyo
palpitar de pronto una galaxia

Giró giró giró
y sus giros dieron vida a extrañas formas

Y giró con millones de planetas
y giró parpadeando en día y noche

La vida como ejemplo de una rosa
se hizo bella y más compleja
y girando en la cabeza del humano
el sueño perfecto con forma de dibujo
conquistó su historia y su intelecto.

Así fue como el hombre
sobrevive como parte de un deseo
que mueve en círculos el mecanismo
y sobre él
sin saber el hasta cuando
giro a giro
el falso orgullo va rodando.


Erick Strada

5 comentarios:

Chare dijo...

Así fue como el hombre
sobrevive como parte de un deseo
que mueve en círculos el mecanismo
y sobre él
sin saber el hasta cuando
giro a giro
el falso orgullo va rodando.

¡Qué bonito Erick, qué bonito!

Te quiero mucho

Una hada?

Chare dijo...

Giró giró giró
y sus giros dieron vida a extrañas formas

Vine volando
... Y volando me voy.

:)

andreas dijo...

descubrir que hay más en las serpentinas de tu escritura, en los pliegues de tu pensar, me voy colmada de asombro

qué bueno descubrirlo, Andreas

y ni que agregar Erick lo que me gustó la estética del diseño y el audio

(Chare) dijo...

t e...

(Chare) dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.